Sesiones online

La opción más fácil y rápida, desde cualquier sitio, sin desplazamientos, cuando tengas tiempo, en cualquier hora y en cualquier momento: las sesiones online.

 

¿Cómo funcionan?

Hablamos vía mail.

Podemos escribirnos, mandarnos audios o hasta vídeos, como te sientas más cómodo.

Primero contactas conmigo para ver si podemos trabajar juntos (descubre mi filosofía de trabajo para ver si encajamos juntos) y yo te puedo ayudar.

Una vez vemos que sí encajamos, te pasaré un enlace de pago de Paypal (100% seguro). Puedes realizar un pago mensual o un pago cada semana, tu escoges.

¿Qué incluye este pago?

Cada semana me puedes mandar tantos emails como quieras. Yo te mandaré entre 2 y 4 emails, dependerá de lo que hablemos, de lo rápido que respondas, de la información que me des. En cualquier caso, mis emails siempre serán extensos y específicos para cada cosa que me comentes. Como serán largos, puede que con 2 emails sea suficiente. Quizás, debido al tema en concreto del que hablamos requieran más emails o los divida para facilitar la comunicación.

Puedo tardar de 24-48h en responder un email, pero siempre respondo.

¿En qué formato? Puede que te responda escribiendo, mediante un audio o con un vídeo. Todo dependerá de la información que te tenga que proporcionar y el formato que considere más adecuado para ello.

Todo tiene sus ventajas

Cada formato tiene tus ventajas, sólo tienes que escoger la opción en la que te sientas más cómodo.

Escribir

Escribir te permite pensar y reflexionar mientras lo estás haciendo.

Me encanta esta opción porque a medida que lo vas escribiendo vas descubriendo lo que vas sintiendo, ya te ayudan a aprender sobre ti mismo, a reflexionar y ya estás empezando a realizar tu propia autocuración.

Los puedes releer cuando quieras y cada vez puedes extraer información adicional que en las ocasiones anteriores no habías descubierto.

Hablar en voz alta

Grabar audios (o vídeos) te ayuda a dejar fluir tu mente. Cuando hablas en voz alta te escuchas y escuchas tus pensamientos.

Lo más interesante es que vas hablando y van fluyendo tus pensamientos solos. Es como si hablaras con alguien y ayuda a que salgan emociones y pensamientos que no eras consciente.

Además, también puedes volver a escucharlos y descubrir cosas que no habías descubierto anteriormente. Cuando estás preparado, ves información diferente.