Cuidar tus relacionesReflexionar

¿Sabes qué es un asistente sexual?

La prostitución siempre ha sido un tema controvertido y hoy no tengo el objetivo de debatir sobre si debería existir o debería desaparecer, pero si quería dar a conocer una vertiente de la prostitución que no se tiene en cuenta.

En el libro de Samanta Villar «Nadie avisa a una puta«, se explican distintas historias sobre la prostitución. La primera, precisamente de la que te quiero hablar hoy, es sobre una prostituta que es asistente sexual. Entre los clientes habituales de esta mujer, Montse, hay hombres con diversidad funcional.

La sexualidad y el afecto es inherente al ser humano

Siempre se visualiza a las personas con diversidad funcional como a personas asexuales, como niños, y se ignora su libido y sus necesidades sexuales y emocionales. Pero la realidad es que la mayoría de estas personas sienten y tienen las mismas necesidades que nosotros. Si nosotros queremos afecto, caricias, amor, sexo y placer, ¿por qué debería ser distinto por el hecho de padecer algún tipo de discapacidad? Somos todos humanos, ¿verdad?

¿No tienes tiempo de leerlo todo? Apúntate aquí y escúchalo gratis

En el libro, Montse, la asistente sexual, va a visitar a Carlos, un hombre con una discapacidad psíquica severa que no le permite moverse o hablar con claridad pero que mantiene su impulso sexual intacto y sigue sintiéndose atraído por las mujeres. Su contacto con el género femenino se limita a su madre, su hermana y a las mujeres cercanas, pero aunque sea más limitado, sigue viendo la televisión y siente emociones relacionadas con el deseo y el placer.

La hermana de Carlos es la encargada de buscar y organizar los encuentros con la asistente sexual, aunque no le es nada fácil ya que el sexo es un tema tabú que no se habla ni con el médico, ni con los fisioterapeutas ni con los asistentes sociales. Sin embargo, para el resto de mortales, el sexo forma parte de nuestro día a día en los medios de comunicación, en la publicidad y en todo lo que nos rodea.

¿Es todo sexo?

Hace unos años, vi la película “The sessions” basada en hechos reales donde un poeta y periodista con tetraplegía de 38 años decide contratar a una terapeuta sexual para perder su virginidad. A lo largo de la película te das cuenta que en el fondo, el sexo no es tan importante como lo es la necesidad de sentir contacto humano: una caricia, sentirse querido, y sobretodo, enamorarse.

«Una carícia cura más que una medicina» Montse, del libro «Nadie avisa a una puta»

En el libro también explican que no es tan importante llegar al orgasmo sino sentir algún tipo de placer. Teniendo en cuenta que su sexualidad suele ser nula, ser acariciado, tocado, seducido,… es mucho más importante que el sexo en sí. Lo importante es alargar al máximo el placer.

Asociaciones

En Suiza, Dinamarca, Alemania y a los Países Bajos ya autorizan la cobertura sexual a pacientes con diversidad funcional o personas mayores. Samanta Villar explica que en un geriátrico de Copenhaguen se redujo la violencia y el consumo de fármacos en cuanto se empezaron a emitir películas pornográficas (a petición de los propios ancianos).

En España todavía no hay ninguna ley que regule este aspecto pero sí hay algunas asociaciones sin ánimo de lucro para acercar el sexo a personas con diversidad funcional:

La misión de estas asociaciones es poderse expresar libremente sea social, cultural, sexual, laboral o económicamente con el objetivo de mejorar la calidad de vida de estas personas.

En este vídeo podéis conocer a Dimitri, un asistente sexual que explica su trabajo desde su punto de vista.

Y en este enlace, hay un programa de la televisión catalana de TV3,  Sense Ficció que habla sobre personas con diversidad funcional que utilizan los servicios de los asistentes sexuales y hablan, en primera persona, como se sienten al poder utilizar estos servicios. Puedes verlo aquí.

¿No sería fantástico que todo el mundo pudiera experimentar la sensación que te proporciona amar y ser amado? Sin pudor, sin temor, sin inseguridades,… con naturalidad.

¿Quieres recibir los artículos en tu correo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.